diumenge, 4 de gener de 2015

Lo cotidiano se vuelve mágico



"Lo cotidiano se vuelve mágico".
Sigue adelante mamá que estoy a tu lado admirada de la fuerza que tienes para seguir viviendo.
La vida te ha dado otra oportunidad o tú, que eres fuerte, de nuevo has ganado.
¿Qué más da?
Ambas habéis hecho una tregua.
Y ya estamos en el 2015.
¡Qué vértigo!

COMO PAJAROS EN EL AIRE
Las manos de mi madre
parecen pájaros en el aire
historias de cocina
entre sus alas heridas
de hambre.
Las manos de mi madre
saben que ocurre
por las mañanas
cuando amasa la vida
horno de barro
pan de esperanza.
Las manos de mi madre
llegan al patio desde temprano
todo se vuelve fiesta
cuando ella juega
junto a otros pájaros
junto a los pájaros
que aman la vida
y la construyen con el trabajo
Arde la leña, harina y barro
lo cotidiano
se vuelve mágico.
Las manos de mi madre
me representan un cielo abierto
y un recuerdo añorado
trapos calientes en los inviernos.
Ellas se brindan cálidas
nobles, sinceras, limpias de todo
¿cómo serán las manos
del que las mueve
gracias al odio?