divendres, 11 d’abril de 2014

El pasado que vuelve

Un portazo en las narices merece quien causa el sufrimiento interno sin razón. Cuando cierro una puerta, dejando atrás la estela de un recorrido doliente de mi existir, raras veces la vuelvo a abrir.
Hace unos días apareció por mi despacho la persona más tóxica de mi vida. Que suerte que no la reconocí. Cuando caí en la cuenta de quién era, no daba crédito de su desfachatez volviendo a mi. Los años le han causado estragos, tantos como a mi, que ya es decir. Todo un horror. Han pasado, nada menos que 26 años. Fue entonces cuando le cerré la puerta con piedras y argamasa. Lo que se dice a cal y canto. Puse la gran barrera de mi corazón a su insolencia. Poco después me casé y rehíce mi vida.


Por el contrario, hay un pasado que vuelve y me gusta recordar. Igual que el pasado que nunca se ha ido y sigue siendo.

En clase de escritura me he reencontrado con un compañero con el que trabajé allá por los años 70. Una gran persona.
Para estos recuerdos que me dejaron buen sabor, siempre tengo la puerta abierta.







7 comentaris:

  1. Es un momento mágico encontrar gente a la que quieres después de mucho tiempo

    ResponElimina
    Respostes
    1. Si Teresa. Es una casualidad agradable, que me lleva al pasado de los inicios de mi trabajo en el Hospital. Y además de ser una gran persona, es un excelente pediatra y me ha hecho ilusión encontrarlo y compartir espacio.
      Gracias

      Elimina
  2. Hola Anna.
    Buenos días.
    Como siempre me ha gustado tu relato y esta fotografía tan tierna, me ha endulzado el día.¿Eres tú esta enfermera jovencita?
    Besos, Montserrat

    ResponElimina
    Respostes
    1. Si Montserrat, la enfermera de la cofia soy yo. Por navidades a los niños ingresados les visitaban los Reyes Magos. Un gran recuerdo sus caras de alegría y asombro.
      Gracias

      Elimina
  3. No es fácil cerrar las puertas del todo y no mirar atrás, pero sabemos que es lo más sano e inteligente cuando cerramos un capítulo.
    Me gusta como "hilvanas" tus recuerdos.
    Cariños varios, Anna.

    ResponElimina
  4. Siempre es una gozada el reencuentro con viejos amigos.
    Me has dejado con una sonrisa tras leerte.
    Besos siempre, Anna.

    ResponElimina
  5. Puertas tapiadas para la eternidad, corazones rotos, malos ratos, en fin el pasado detrás de un muro. Por otro lado los agradables reencuentros, el tiempo a carcajadas sobre nuestros hombros, mira que me gusta leerte.
    Beso.

    ResponElimina

MI GALERIA DE ARTE EN VENTA SI TE INTERESA COMPRAR



VENDO
Antigüedades, dibujos, grabados, acuarelas, óleos de firma (Cabanyes, Enric C Ricart), papeles antiguos, libros antiguos,objetos de colección, artículos de plata, de cristal, de marfil, de bronce ... expuestos en este enlace:

EN VENTA AQUÍ
o
PINTEREST

PERFIL DE GOOGLE

ponte en contacto conmigo en los siguientes enlaces

annajorba@telefonica.net