dimecres, 24 d’abril de 2013

Carta de Lorca

Es grato hacer difusión de noticias en las que el sentimiento del amor es protagonista; y si además ese sentimiento está ahogado por la dificultad que muchos han encontrado y encuentran, con obstaculos en forma de rechazo social, desprecio, falta de entendimiento, persecuciones, leyes adversas, etc.,   como para expresar con libertad o con "normalidad", aún tienen un valor añadido.
Y es el caso de EL PAÍS  que saca a la luz la carta escrita desde Granada, por Federico García Lorca, a su novio, Juan Ramírez de Lucas.
Una historia de amor siempre es bella... y por ello ¡viva el amor! hoy y siempre.
Romance

Aquel rubio de Albacete
vino, madre, y me miró.
¡No lo puedo mirar yo!
Aquel rubio de los trigos
hijo de la verde aurora,
alto, sólo y sin amigos
pisó mi calle a deshora.
La noche se tiñe y dora
de un delicado fulgor
¡No lo puedo mirar yo!
Aquel lindo de cintura
sentí galán sin...
sembró por mi noche obscura
su amarillo jazminero
tanto me quiere y le quiero
que mis ojos se llevó.
¡No lo puedo mirar yo!
Aquel joven de la Mancha
vino, madre, y me miró.
¡No lo puedo mirar yo!



Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada