dilluns, 29 d’abril de 2013

A mi guitarra

Silueta misteriosa y enigmática,
seductora y atrayente.
Centro de atención.
Objetivo expuesto.
Mirada insinuante en
pupilas penetrantes,
y juegos espontáneos.
Movimientos.
Caricias rasgueantes.
Notas al aire en
pasiones.
Misterio de sentir doliente.
Romper un molde
par quebrar lo que no es.
Tras tu biombo
con audiencia de intereses,
paciente, esperando
la melodía que está por llegar.
En ti
me fundí hasta liberarme.
Entoné la mas bella canción
y tu sombra,
que tuvo vida,
quedó confinada a ser recuerdo.
Dormitando tu mástil de trastes,
en un trastero.
Miscelánea sin sabor,
de dudas y certeza.
Resurgir
crisálida de la verdad.




Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada